Metodología IMESUN de OIT apoyará reactivación de microemprendimientos en Ecuador

Proveedores de servicios de desarrollo empresarial, del sector público y privado, podrán capacitar a microemprendedores ecuatorianos y migrantes venezolanos en ese país para fortalecer sus negocios y acelerar la recuperación post COVID-19

Noticia | 8 de octubre de 2020
Quito - La OIT está fortaleciendo la capacidad de los actores del mundo del trabajo en Ecuador, para promover emprendimientos sostenibles que favorezcan la recuperación del tejido empresarial post COVID-19.


Para ello ha formado y certificado facilitadores de la metodología Inicie y Mejore su Negocio (IMESUN) en el Ministerio de Trabajo, el Ministerio de Producción, Comercio Exterior, Inversiones y Pesca, el Servicio Ecuatoriano de Capacitación Profesional, gremios empresariales y sindicales, gobiernos locales y ONG. Estas instituciones podrán incorporar la metodología IMESUN en todos sus programas de apoyo a microemprendedores y cooperativistas en el país.

IMESUN es uno de los programas de formación en gestión empresarial más grandes a nivel mundial. Esta metodología se ha implementado en más de 100 países alrededor del mundo, donde se han creado más de 9 millones de empleos y se han formado más de 15 millones de empresarios.

Con este nuevo grupo de formadores ecuatorianos acreditados por la OIT se espera beneficiar a 600 trabajadores independientes e informales de Quito, Guayaquil, Cuenca, Manta, Santo Domingo, Loja y Machala. Dentro del primer grupo de 300 emprendedores a capacitarse, el 50% de los beneficiarios son de origen nacional y el otro 50% son personas que se encuentran en situación de movilidad humana.

Este proceso de institucionalización de la metodología IMESUN en Ecuador tiene como propósito apoyar la recuperación de los medios de vida y la transición hacia el empleo decente de trabajadores independientes e informales ecuatorianos y venezolanos, en el marco del proyecto “Emprende Segur@ - Integración económica de migrantes y refugiados venezolanos en Ecuador y Perú con trabajo decente”, que la OIT implementa en ambos países con apoyo de USAID.

Para los profesionales recientemente certificados como facilitadores IMESUN, esta es una oportunidad para contribuir a la recuperación económica de las familias que han sido afectadas por la emergencia sanitaria. Liliana Ríos, quien es parte de la Fundación para la Integración y Desarrollo de América Latina, está convencida de que los conocimientos adquiridos en esta capacitación le permitirán aportar al país en la recuperación económica y ayudar a crear más y mejores empleos e impulsar el trabajo decente.