Sector empleador en Perú promueve el empoderamiento de la mujer en el mundo del trabajo con apoyo de OIT

La Oficina de Actividades para los Empleadores de la OIT ha apoyado a la CONFIEP en la conformación del Comité de Trabajo “Acción por la Igualdad”, una instancia que contribuirá a acelerar el cierre de brechas de género en el entorno empresarial.

Noticia | 13 de marzo de 2019
Lima – Con la asistencia técnica de la OIT, la Confederación Nacional de Instituciones Empresariales Privadas del Perú (CONFIEP) ha puesto en marcha el Comité de Trabajo “Acción por la Igualdad” para la Promoción del Empoderamiento de la Mujer en el Sector Empresarial.

“El Comité da fe del compromiso que tienen los gremios con el empoderamiento de la mujer en el sector empresarial”, afirmó Roque Benavides, presidente de la CONFIEP. “La conformación de este Comité no es un acto simbólico; lo hemos llamado ‘Acción por la Igualdad’ porque precisamente queremos tomar acciones concretas e inmediatas”, aseguró.

Una de las primeras actividades comprendidas en el Plan de Acción del Comité será la elaboración de una caja de herramientas que recoja experiencias nacionales exitosas, innovadoras y replicables, que hayan tenido una contribución real al empoderamiento de la mujer en el mundo del trabajo.

La CONFIEP recibió asistencia técnica de la Oficina de Actividades para los Empleadores de la OIT (ACT/EMP) en la elaboración de este mapeo inicial de las instituciones que promueven la equidad de género en el país, así como en la identificación de casos de éxito que serán difundidos por el Comité a todas las empresas que conforman el gremio.

Los casos de éxito que la OIT apoyó a identificar se refieren principalmente a buenas prácticas referidas a la conciliación del trabajo y la vida familiar y a la reducción de los altos índices de violencia y acoso en el lugar de trabajo.

Ambos temas han sido destacados en el último informe de la OIT sobre la situación de la mujer en el mundo del trabajo, cuya publicación coincidió con la conformación del Comité de “Acción por la Igualdad” de la CONFIEP. El informe Un paso decisivo hacia la igualdad de género: En pos de un mejor futuro del trabajo para todos muestra que en los últimos cinco años, a nivel mundial, la diferencia entre las tasas de empleo de los hombres y las mujeres ha disminuido menos de dos puntos porcentuales.

En 2018, las mujeres tenían 26 puntos porcentuales menos de probabilidad de trabajar que los hombres. Además, el informe aborda “la penalización profesional de la maternidad”, y advierte que la diferencia entre la proporción de mujeres adultas con hijos menores de seis años que trabajan, frente a las mujeres sin hijos, aumentó significativamente en un 38%.

En ese sentido, Roberto Villamil, especialista de la OIT, valoró el compromiso del Comité para abordar buenas prácticas referidas a la distribución equitativa de las labores de cuidado y a la protección y prevención ante el acoso, y enfatizó la importancia de asignar al Comité, como una de sus funciones primordiales, la incidencia en políticas públicas que aceleren el cierre de brechas de género en el mundo del trabajo, más allá de la recopilación y difusión de experiencias exitosas.

Además, reiteró la importancia de abordar desde el Comité otros temas no identificados entre las buenas prácticas y referidos a Convenios internacionales de trabajo que el Perú ya ha ratificado. “A pesar de los avances respecto de los Convenios 100 y 111 de la OIT sobre igualdad de remuneración por trabajo de igual valor y sobre discriminación en el empleo, todavía hay mucho que avanzar en este camino.

La diferencia de remuneración entre hombres y mujeres permanece en un 20 por ciento a nivel mundial”, advirtió Villamil. “La igualdad de oportunidades entre hombres y mujeres no es algo que haya que conseguir solo porque es políticamente correcto o porque resulte conveniente a las empresas en términos de productividad. El trabajo que este Comité se propone abordar es, esencialmente, un tema de justicia social”, concluyó.