Esta historia fue escrita por la Sala de Noticias de la OIT. Para ver las declaraciones y discursos oficiales de la OIT, por favor visite nuestra sección "Declaraciones y Discursos".

Iniciativa de Acción Climática para el Empleo

La nueva Junta de la Acción Climática para el Empleo aboga por una recuperación sostenible frente a la crisis de COVID-19

Varios ministros de trabajo y medio ambiente, dirigentes de empleadores y de trabajadores y representantes de las Naciones Unidas y diversos bancos de desarrollo ponen en marcha una "Alianza para un decenio de acción" sobre cambio climático, trabajo decente y justicia social.

Comunicado de prensa | 9 de septiembre de 2020
GINEBRA (OIT Noticias) – La Junta Consultiva Internacional de la Iniciativa de Acción Climática para el Empleo ha abogado por la adopción de medidas eficaces para abordar el cambio climático y crear trabajo decente.

Los miembros de la Junta Consultiva, reunidos por primera vez desde la constitución de la misma después de la Cumbre de las Naciones Unidas sobre el Clima de 2019, refrendaron una estrategia para un período de die años para que el empleo y el bienestar de las personas constituyan elemento principal de la transición a economías que no generen emisiones de carbono y sean resilientes con respecto al clima.

Sus tres objetivos principales son los siguientes:
  • aplicar medidas sobre el cambio climático que contribuyan a generar empleo decente y promover la justicia social;
  • brindar asistencia a los países para que logren avances en aras de un futuro sostenible;
  • tomar medidas para facilitar una recuperación inclusiva y sostenible frente a la pandemia de la COVID-19.
Los miembros de la Junta subrayaron la necesidad de adoptar a la mayor brevedad posible medidas coherentes y coordinadas para abordar los efectos económicos, sociales y medioambientales de la crisis de la COVID-19. Pusieron de manifiesto la oportunidad exclusiva de reconstruir las economías y las sociedades para que sean más sostenibles, inclusivas y resilientes frente a futuras crisis, sobre la base de las seis esferas de acción que el Secretario General de las Naciones Unidas propuso para promover una recuperación favorable para el clima.

“Nos encontramos en un momento trascendental para alcanzar los objetivos de la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible, al comenzar un decenio de acción que debe ser decisivo. La Iniciativa de Acción Climática para el Empleo ha de constituir una contribución sustancial en esta última etapa del proceso de cumplimiento de los SDG. Todos somos conscientes de nuestras responsabilidades al respecto”, señaló Guy Ryder, Director General de la OIT.

La Iniciativa de Acción Climática para el Empleo proporciona a los países instrumentos para evaluar alternativas de inversión y políticas con el fin de facilitar una recuperación que haga hincapié en el empleo y la transición a economías sostenibles. Fomenta la planificación, la formulación de políticas, el desarrollo comercial, los conocimientos y la innovación en aras de un futuro sostenible, en consonancia con las Directrices de la OIT para una transición justa y la Recomendación núm. 205 de la OIT sobre el empleo y el trabajo decente para la paz y la resiliencia, así como el Decenio de Acción de las Naciones Unidas para alcanzar los objetivos de desarrollo sostenible.

El nuevo Servicio de innovación para una transición justa, que proporciona un espacio para proponer ideas innovadoras que se transformen en soluciones eficaces y ampliables en relación con el cambio climático, constituye un elemento clave de la citada Iniciativa. Dicho servicio tiene por objeto identificar soluciones que permitan abordar retos específicos, fortalecer los modelos de intervención a escala nacional, promover proyectos piloto y compartir conclusiones extraídas a escala internacional.

Acerca de la Iniciativa de Acción Climática para el Empleo

La Iniciativa de Acción Climática para el Empleo se constituyó en el marco de la Cumbre sobre la Acción Climática que António Guterres, Secretario General de las Naciones Unidas, convocó en septiembre de 2019.

En dicha Cumbre, 46 países se comprometieron a formular planes a escala nacional para fomentar una transición justa, y que el trabajo decente y una transición justa para todos fueran el elemento principal de las medidas encaminadas a abordar el cambio climático, sobre la base de las Directrices de la OIT para una transición justa.

En diciembre de 2019, el Secretario General de las Naciones Unidas, el Director General de la OIT y varios dignatarios de gobiernos, la OIE y la CSI pusieron en marcha la Iniciativa de Acción Climática para el Empleo en el marco de la Conferencia de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático celebrada en Madrid (COP25).

Acerca de la Junta Consultiva Internacional

Entre los miembros de alto nivel de la citada Junta Consultiva cabe destacar los ministros de medio ambiente, trabajo y planificación del desarrollo de Argentina, Costa Rica, España, Francia, Ghana, Indonesia, Samoa y Senegal, así como varios dirigentes de organizaciones de empleadores y de trabajadores y altos funcionarios de las Naciones Unidas e instituciones financieras de desarrollo. La Junta designó copresidentes a la Sra. Teresa Ribera, Vicepresidenta cuarta del Gobierno de España y Ministra para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico, y al Sr. Lautafi Fio Selafi Purcell, Ministro de Comercio, Industria y Trabajo y Ministro de Empresas Públicas de Samoa.