Pandemia de COVID-19

OIT: COVID-19 elimina el equivalente a 1,5 millones de empleos en el Caribe

La región acumula pérdidas significativas en las horas de trabajo, al registrar un grave deterioro en el segundo trimestre de 2020 con respecto al primer trimestre del mismo año.

Noticia | 13 de mayo de 2020
Puerto España – Los últimos datos de la Organización Internacional del Trabajo (OIT), indican que en el Caribe se pierden 9.9% de las horas de trabajo durante el segundo trimestre, debido al impacto de COVID-19, equivalente a 1,5 millones de empleos a tiempo completo.

Este escenario para la región del Caribe implica que, en línea con lo que ha sucedido al nivel global, ha habido una pérdida importante en el segundo trimestre de 2020, al compararlo con el último trimestre del año anterior.

Los datos también indican un deterioro en comparación con el primer trimestre de 2020. Durante el primer trimestre la pérdida de horas se estimó en 1.7 por ciento, o 250,000 en empleos equivalentes a tiempo completo.



Debido a limitaciones en la recolección de datos, estás estimaciones incluyen solo a Bahamas, Barbados, Cuba, República Dominicana, Haití, Jamaica, Puerto Rico, Santa Lucía, San Vicente y las Granadinas, Trinidad y Tabago, y las Islas Vírgenes de los Estados Unidos.

La nueva investigación de la OIT se centra en la disminución de las horas trabajadas y se estima mediante un modelo de "predicción inmediata". Los datos no se basan en indicadores del mercado laboral más comunes, pero menos precisos en el contexto actual, como la tasa de desempleo.

Si bien las pérdidas de empleo equivalentes a tiempo completo se presentan para ilustrar la gravedad de las estimaciones de las horas perdidas, los datos no deben interpretarse como el número de empleos realmente perdidos ni el aumento del desempleo.

“Estas estimaciones muestran que el impacto en los trabajadores es enorme y que es necesario atender tanto a quienes perdieron sus empleos e ingresos como a quienes los empleadores les piden que reduzcan las horas de trabajo y, por lo tanto, ganan menos. Los gobiernos deben asegurarse de que las medidas de protección social lleguen a estas categorías de trabajadores”, dijo Claudia Coenjaerts, Directora de la Oficina de la OIT para el Caribe.

Esta también es una oportunidad para desarrollar habilidades para la empleabilidad. Una pequeña inversión que puede generar ganancias para los trabajadores, los empleadores y las economías ", agregó Coenjaerts.