Inspección del trabajo

En los últimos años la importancia de la inspección del trabajo en promover un Trabajo Decente ha sido ampliamente evocada, cuando en realidad, la mayor parte de las inspecciones del trabajo están dotadas con escasos recursos y por tanto son incapaces de conseguir un impacto significativo en el mundo del trabajo.

Las normas internacionales sobre la inspección del trabajo existen desde hace mucho tiempo atrás. Las más relevantes son el Convenio sobre la inspección del trabajo, 1947 (núm. 81) y el Convenio sobre la Inspección del trabajo (Agricultura), 1969 (Núm. 129). Otros Convenios incluyen disposiciones sobre la inspección del trabajo como es el Convenio sobre seguridad y salud de los trabajadores, 1981(Núm. 155), el Convenio sobre el marco promocional para la seguridad y salud en el trabajo, 2006 (núm. 187) y Convenio relativo a la inspección de las condiciones de vida y de trabajo de la gente de mar, 1996 (núm. 178), que reconoce la necesidad de que exista una inspección del trabajo para el anterior grupo nombrado.

En muchos países los cambios en el mundo del trabajo, y la adopción de nuevas formas de empleo han venido acompañados por una reducción de la intervención del Estado en el lugar de trabajo. Por tanto, incluso cuando existe la conciencia general de los beneficios que aporta la existencia de una inspección del trabajo, el impacto real de los inspectores ha estado a menudo limitado, especialmente cuando se trata de los grupos vulnerables, de difícil acceso y de aquéllos que se encuentran en la creciente economía informal. Esta situación se refleja, por ejemplo, en las tendencias actuales de los accidentes y enfermedades en el trabajo.

El programa LAB/ADMIN tiene por objetivo reforzar los sistemas de inspección del trabajo con el fin de asegurar el respeto de la legislación laboral y de la puesta en práctica de políticas adecuadas de inspección.

Para ello LAB/ADMIN:

  • actúa en la OIT como el Programa líder de las cuestiones relativas a la inspección del trabajo y sus estrategias;
  • evalúa los sistemas de la inspección del trabajo en el marco de las Normas de la OIT pertinentes a éste;
  • proporciona asistencia técnica y recomendaciones a los mandantes sobre temas de la inspección del trabajo;
  • proporciona la ayuda necesaria para actualizar la legislación del trabajo y la relacionada con los procedimientos administrativos;
  • promueve el intercambio de buenas prácticas e iniciativas para mejorar la eficiencia de las inspecciones;
  • elabora y gestiona programas técnicos en materia de inspección;
  • realiza investigaciones sobre temas relevantes, promoviendo fórmulas innovadoras para el cumplimiento de la legislación laboral;
  • promueve el equilibrio entre hombres y mujeres en el personal de los servicios de inspección;
  • apoya el desarrollo institucional de la inspección del trabajo apoyándose en las redes internacionales existentes.