Guía para la protección de adolescentes que trabajan

En México 54 por ciento de la población entiende el trabajo infantil como actividades laborales realizadas por personas menores de edad, sin considerar aspectos de explotación.

El trabajo de niños y niñas menores de 14 años de edad fuera del círculo familiar está prohibido bajo cualquier forma; el trabajo de niños y niñas de 14 a 17 años de edad está permitido si se ajusta a las disposiciones legales establecidas, es decir, que pueden trabajar siempre y cuando tengan la edad mínima de admisión al empleo, realicen sus labores en condiciones seguras que no pongan en riesgo su salud integral, trabajen como máximo las horas establecidas por la legislación nacional, el trabajo no les impida estudiar, y se respeten sus derechos laborales.

Esta guía ofrece 10 sencillas recomendaciones que las empresas pueden poner en marcha para proteger a los adolescentes que trabajan, de acuerdo a la normatividad nacional e instrumentos internacionales.