Programa de trabajo decente por país

Iraq y la OIT se comprometen a fomentar el trabajo decente en dicho país

La Organización Internacional del Trabajo y sus asociados tripartitos suscriben el primer Programa de trabajo decente por país en Iraq en el marco de una ceremonia celebrada en Bagdad.

Noticia | 3 de diciembre de 2019
© ILO
BAGDAD (OIT Noticias) – Iraq y la Organización Internacional del Trabajo (OIT) han suscrito el primer Programa de trabajo decente por país para Iraq (PTDP), a medida que el país se recupera tras varios decenios de conflicto.

El Programa, que se desarrollará de 2019 a 2023, ofrece apoyo a iniciativas nacionales destinadas a promover el trabajo decente y fortalecer la capacidad de Iraq, con objeto de incorporar el trabajo decente a las políticas sociales y económicas de dicho país. Su implantación se llevará a cabo a través de una estrecha colaboración entre la OIT y representantes de los empleadores y de los trabajadores del país.

El acuerdo fue suscrito el 5 de diciembre por el Director Regional de la OIT para los Estados Árabes, Sr. Ruba Jaradat; el Director General del Departamento de Trabajo y Formación Profesional del Ministerio de Trabajo y Asuntos Sociales, Sr. Raed Bahedh; el Presidente de la Federación de Industrias de Iraq, Sr. Ali Sabeeh al-Saadi; y el Presidente de la Federación General de Sindicatos de Iraq, Sr. Satar Denbous, en nombre de las organizaciones sindicales.

También asistieron a la ceremonia celebrada en Bagdad el Ministro de Trabajo y Asuntos Sociales, Sr. Bassem al-Rubaie; el Ministro de Planificación, Sr. Nouri al-Dulaimi, y el Ministro de Relaciones Exteriores, Sr. Mohamad Alhakim, así como varios directores de departamentos y organismos gubernamentales, y representantes de empleadores, sindicatos, embajadores y organismos de las Naciones Unidas.

"La OIT posee una larga historia de estrecha cooperación con el gobierno y los interlocutores sociales de Iraq, y el evento de hoy pone de relieve el amplio compromiso de la OIT en el país", señaló el Director Regional de la OIT, Sr. Jaradat.

"Esperamos tener la ocasión de brindar a nuestros asociados en Iraq el apoyo necesario para hacer frente a los retos que plantea el mercado laboral y aumentar la tasa de empleo, fortalecer la protección social, fomentar el índice de crecimiento y reducir el trabajo de baja calidad e informal. En el marco del nuevo Programa se establece un firme compromiso entre todos los asociados para fortalecer el trabajo decente en el país de forma holística, coherente e integrada, a fin de garantizar que el trabajo decente ocupe un lugar destacado en los procesos de recuperación y reforma de Iraq", añadió el Sr. Jaradat.

Los PTDP constituyen el principal instrumento de la OIT para promover el trabajo decente como componente clave de las estrategias nacionales de desarrollo. En el marco de este Programa, la OIT colaborará con el Gobierno y las organizaciones de trabajadores y de empleadores de Iraq para apoyar iniciativas nacionales en materia de promoción del empleo, derechos laborales, diálogo social y protección social.

Sobre la base de las amplias consultas celebradas entre la OIT y los mandantes de Iraq, el Programa que se implante en Iraq hará hincapié en las tres prioridades siguientes:
  • velar por que el desarrollo del sector privado facilite la creación de nuevos empleos;
  • ampliar y fortalecer la protección social y abordar el problema del trabajo infantil;
  • fomentar el diálogo social para promover los derechos en el trabajo.
Iraq es miembro de la OIT desde 1932 y ha ratificado 68 Convenios de dicha Organización, incluidos los Ocho convenios fundamentales.

Desde 2004, la OIT y el gobierno de Iraq, así como las organizaciones de trabajadores y de empleadores, han aunado esfuerzos para facilitar la reconstrucción del país después del conflicto bélico, con objeto de fomentar el trabajo decente y desarrollar el mercado laboral en varias zonas del país.

Entre los logros recientes cabe destacar la adopción de una nueva Legislación laboral para mejorar los Principios y derechos fundamentales en el trabajo, así como la ratificación del Convenio 87 de la OIT sobre la libertad sindical y la protección del derecho de sindicación y del Convenio 187 de la OIT sobre el marco promocional para la seguridad y la salud en el trabajo; también se ha elaborado una hoja de ruta sobre servicios públicos de empleo para el Kurdistán iraquí.