Políticas para la formalización de las micro y pequeñas empresas en Brasil.

En el año 2012 Brasil se convirtió en la séptima principal economía del mundo en cuanto al PIB. Entre 2003 y 2013 unos 40 millones de personas salieron de la pobreza, mientras que la pobreza extrema se redujo en 89 por ciento. El país logró reducir la desigualdad y, a la vez, bajar la incidencia del empleo informal.

Entre 2002 y 2012 hubo un aumento de 15,6% en la tasa de formalidad (proporción de la población ocupada que contaba con una ocupación formal), de acuerdo a la definición explicitada previamente. Según datos de la OIT2, al año 2012, el porcentaje de la población ocupada urbana con protección en salud y/o pensiones era de 70,2%. El mismo porcentaje entre los asalariados en los establecimientos de cinco o menos trabajadores era de 52,4%.