Programas de cooperación técnica

Desde comienzos de los años cincuenta, la OIT ha brindado asistencia técnica a países de todas las latitudes y de todos lo niveles de desarrollo económico. Estos proyectos se llevan a cabo en estrecha colaboración entre los países receptores, los donantes y la OIT, que mantiene a tal efecto una red de oficinas regionales y de zona en todo el mundo.

El Programa de Cooperación Técnica se aplica de acuerdo con los objetivos de la OIT y las necesidades de los países beneficiarios, y se circunscribe a las esferas de competencia esenciales de la OIT, haciendo pleno uso de las ventajas comparativas y la estructura tripartita de la Organización.

El programa, además, se centra en el fortalecimiento de las capacidades nacionales de los países en desarrollo respecto de las áreas de competencia de la OIT, a fin de ayudarlos a alcanzar el objetivo de la autosuficiencia.

La asistencia técnica de la OIT ha contribuido, sustancialmente, a mejorar el funcionamiento de las administraciones laborales (incluidos los sistemas de inspección y control de las condiciones de trabajo y de la prevención de los riesgos laborales), al fortalecimiento de las organizaciones sindicales y empresariales y, por último, al fortalecimiento institucional para la mejora del diálogo social como un pilar básico del progreso social y del desarrollo económico.

La cooperación técnica de la OIT abarca distintas áreas de actividad entre las que destacan las relacionadas con la formación y el desarrollo de cualificaciones profesionales y laborales, la igualdad de género, trabajo infantil, empleo y desarrollo profesional, entre otras.