Lucha contra el Trabajo Forzoso

Encuentro Nacional por la Semana del Inspector del Trabajo se llevó a cabo en Lima

En el marco del proyecto “Consolidando y difundiendo esfuerzos para combatir el trabajo forzoso en Brasil y Perú“, la OIT recibió a inspectores del trabajo de la Superintendencia Nacional de Fiscalización Laboral, así como a otros funcionarios de dicha institución y del Ministerio de Trabajo y Promoción del Empleo.

Noticia | 20 de noviembre de 2014
Los días 19 y 20 de noviembre se llevó a cabo en la Oficina Regional de la Organización Internacional del Trabajo –OIT con sede en Lima–, el Encuentro Nacional por la Semana del Inspector del Trabajo.

Inauguraron el evento la Directora de la OIT para los Países Andinos, Carmen Moreno; el representante de la Coordinadora de turno de las Centrales Sindicales, Benigno Chirinos, el Superintendente de la Superintendencia Nacional de Fiscalización Laboral –SUNAFIL–, Gorki Gonzales; y la Viceministra de Trabajo del Ministerio de Trabajo y Promoción del Empleo –MTPE–, Sylvia Cáceres. Asistieron, en calidad de participantes, los 309 inspectores de trabajo de la SUNAFIL de las distintas regiones del país.

Respecto a la importancia que representa para la OIT la inspección del trabajo, Carmen Moreno señaló que la Organización ha adoptado Convenios y Recomendaciones referidas a esta materia, siendo el número 81 y el número 129 dos de los Convenios sobre inspección del trabajo más representativos. La inspección del trabajo tiene un papel fundamental no solo en la vigilancia de los derechos laborales, sino también en la promoción del trabajo decente. El hecho de que haya un ente nacional que permita dar coherencia e integralidad a la labor inspectiva, en el marco de las políticas públicas que rija el Ministerio de Trabajo, resulta fundamental desde el punto de vista normativo de la OIT. El reto ahora es hacerlo eficiente, efectivo y que llegue a todo el país.

El día 19 se desarrolló por primera vez, como parte del evento, una Mesa de Diálogo Tripartita sobre Trabajo Forzoso, en la cual se presentaron y discutieron los avances y desafíos de las políticas públicas contra el trabajo forzoso en el Perú. Dicha mesa estuvo integrada, además de la OIT, por representantes de la Fundación Friedrich Ebert, la Dirección General de Derechos Fundamentales y Seguridad y Salud en el Trabajo del MTPE, la Central Autónoma de Trabajadores del Perú –CATP– y la Sociedad Nacional de Industrias –SNI–, quienes reafirmaron su compromiso de combatir el trabajo forzoso desde sus respectivas competencias.

A modo de apertura, la Directora de la OIT para los Países Andinos mencionó que para la OIT el trabajo forzoso es una forma de delito, una forma de violentar los derechos humanos. Hoy en día, aunque es difícil determinar verdaderamente cuántas personas se encuentran en esta situación, se estima que cerca de 20 millones de personas se encuentran bajo alguna forma de trabajo forzoso; de ellos, 1.8 millones se encuentran en América Latina y el Caribe.

Asimismo, se realizó una ponencia internacional sobre los sistemas de gestión de la seguridad y salud en el trabajo a través de la participación de la Especialista Principal en Seguridad y Salud en el Trabajo de la Oficina de la OIT para el Cono Sur. Otros temas, tales como el tratamiento de las actas de infracción en la instancia judicial y la desnaturalización de los contratos, entre otros, fueron desarrollados por expertos como Jorge Toyama y Javier Neves.