Día mundial contra el trabajo infantil 2008 - La educación: La respuesta acertada al trabajo infantil
La OIT es una agencia especializada de las Naciones Unidas

Día mundial contra el trabajo infantil 2008 - La educación: La respuesta acertada al trabajo infantil

12 JUNIO – DIA MUNDIAL CONTRA EL TRABAJO INFANTIL

Este año, el Día mundial contra el trabajo infantil será marcado con un gran número de actividades organizadas en todo el mundo para transmitir el mensaje: La educación es la respuesta acertada al trabajo infantil.

  • una educación para todos los niños, al menos hasta la edad mínima de admisión al empleo;
  • políticas educativas que luchen contra el problema del trabajo infantil impartiendo una educación de calidad y una formación de calificación con recursos adecuados;
  • una educación para promover la sensibilización sobre la necesidad de luchar contra el trabajo infantil.

El trabajo infantil – Un obstáculo para la educación

La OIT estima que unos 165 millones de niños, de 5 a 14 años de edad, son víctimas del trabajo infantil. Muchos de ellos trabajan durante largas horas y en condiciones peligrosas.

El trabajo infantil está estrechamente vinculado a la pobreza. Una familia pobre puede no tener los medios de pagar las cuotas escolares u otros gastos inherentes a la educación. Además, la familia puede depender de la contribución que la niña o el niño trabajador aporta al ingreso familiar, y atribuirle más importancia a ese ingreso que a su educación. Por otro lado, cuando una familia tiene que escoger entre enviar a su hijo o a su hija a la escuela, suele ser la niña la que sale perdiendo.

Hoy más que nunca, los niños necesitan de una educación y formación de calidad si desean adquirir las calificaciones necesarias para tener éxito en el mercado laboral. Sin embargo, en muchos países, las escuelas a las cuales tienen acceso las familias pobres no disponen de los recursos suficientes y no están adaptadas a sus necesidades. Instalaciones limitadas, clases sobrepobladas y carencia de profesores correctamente formados, son algunos de los elementos que contribuyen a un nivel de educación bastante abajo.

A través de los Objetivos de Desarrollo del Milenio (ODM), las Naciones Unidas y la comunidad internacional se fijaron metas para garantizar que todos los niños finalicen el ciclo completo de educación primaria, y para alcanzar la igualdad de género en la educación para 2015.

Estas metas sólo podrán alcanzarse si se resuelven los factores que generan el trabajo infantil y que impiden que las familias pobres envíen a sus hijos a la escuela. Entre las principales medidas que debieran adoptarse figuran:

  • ofrecer una enseñanza primaria gratuita, pública y obligatoria;
  • eliminar los obstáculos a la educación de las niñas;
  • asegurar que los niños tengan acceso a una escuela y a un entorno de aprendizaje seguro y de calidad;
  • facilitar una educación de nivelación a los niños y jóvenes no escolarizados en la educación formal;
  • abordar el problema del déficit mundial de profesores y asegurar un cuerpo docente adecuadamente formado y profesional;
  • reforzar las leyes sobre trabajo infantil y educación, en conformidad con las normas internacionales;
  • luchar contra la pobreza y crear un trabajo decente para los adultos;
  • aumentar la sensibilización a la necesidad de eliminar el trabajo infantil.

Promoción de los derechos humanos y el desarrollo

El derecho a una educación ocupa una posición central entre los derechos humanos, ya que es esencial para el desarrollo y el ejercicio de los otros derechos humanos. Constituye el medio a través del cual los niños y jóvenes, económica y socialmente excluidos, pueden salir de la pobreza. Además, los niños que se han beneficiado de la educación son más propensos a enviar a la escuela a sus propios hijos.

Invertir en la educación es también una decisión económicamente válida. Un reciente estudio de la OIT señala que la eliminación del trabajo infantil y su sustitución por una enseñanza universal ofrece grandes beneficios económicos, además de los beneficios sociales. En términos generales, tales beneficios superan los costos en una relación de más de 6 a 1.

Unase a nosotros para el Día mundial contra el trabajo infantil

Esperamos que el Día mundial contra el trabajo infantil 2008 cuente con el amplio apoyo de los gobiernos, organizaciones de empleadores y de trabajadores, organismos de las Naciones Unidas, así como de todos aquellos comprometidos en la lucha contra el trabajo infantil y la promoción de la educación. Lo invitamos, a Ud. y a su Organización, a participar en este Día mundial. Unase a nosotros y sume su voz al movimiento mundial contra el trabajo infantil. Para mayor información, contactar: ipec@ilo.org

HECHOS SOBRESALIENTES

© 1996-2014 Organización Internacional del Trabajo (OIT) | Derechos de autor y autorizaciones | Política de Privacidad | Descargo de responsabilidad