102ª Conferencia Internacional del Trabajo

La OIT levanta las últimas restricciones sobre Myanmar

Las restricciones estaban relacionadas con el incumplimiento por parte del país del Convenio sobre trabajo forzoso de la OIT, 1930 (núm. 29).

Comunicado de prensa | 18 de junio de 2013
GINEBRA – En una votación sin precedentes, los delegados que participan en la Conferencia Internacional del Trabajo (CIT) decidieron levantar las restricciones de la OIT que todavía regían sobre Myanmar.

Las restricciones restantes, impuestas por la Conferencia en 2000, incluían la necesidad de discutir la aplicación por parte de Myanmar del Convenio sobre trabajo forzoso de la OIT, 1930 (núm. 29) en una sesión especial de la CIT, y una recomendación a los mandantes de la OIT de revisar sus relaciones con el país.

La CIT ya había suspendido algunas restricciones sobre Myanmar en su reunión del pasado junio.

Las restricciones de la OIT fueron introducidas inicialmente en 1999 y 2000. Se basaban en el artículo 33 de la Constitución de la OIT, que la Organización invocó por primera vez en su historia.

Las restricciones fueron introducidas después que Myanmar había faltado a su obligación de poner en práctica las recomendaciones de una Comisión de Encuesta de la OIT, que había sido instituida para examinar si el país estaba cumpliendo con sus obligaciones bajo el Convenio 29.

La Comisión constató que había “numerosas pruebas” que demuestran que las autoridades de Myanmar hacían un “uso generalizado” al trabajo forzoso.

El artículo 33 autoriza al Consejo de Administración de la OIT a recomendar a los Estados miembros cualquier acción pueda considerar necesaria para garantizar el cumplimiento de las recomendaciones de una Comisión de Encuesta.

La resolución adoptada por la Conferencia reconoce los progresos realizados por Myanmar y levanta todas las restricciones de la OIT sobre Myanmar. Exhorta a los Estados miembros de la OIT a ofrecer apoyo financiero para la eliminación del trabajo forzoso e invita al Consejo de Administración (el órgano ejecutivo de la OIT) a examinar la situación en Myanmar sobre las cuestiones relacionadas con las actividades de la OIT, como la libertad sindical y el impacto de las inversiones extranjeras sobre las condiciones de trabajo decente en el país.

La resolución también insta a la OIT y al Gobierno de Myanmar a seguir determinados a aplicar el Protocolo de entendimiento complementario de 2007, el Memorando de Entendimiento de 2012 y todos los planes de acción asociados para la eliminación del trabajo forzoso para 2015.

El Director General de la OIT someterá un informe a las reuniones de marzo del Consejo de Administración hasta que el trabajo forzoso sea erradicado del país.

Para más información, por favor póngase en contacto con el Departamento de Comunicación e Información al Público communication@ilo.org o +41(0)22/799-7912.