Salario mínimo

Salario mínimo en la Unión Europea ampliada: Enfrentar cambios y desafíos en los mercados del trabajo

El salario mínimo regresa al centro de la agenda política de la Unión Europea. La ampliación de la UE y el incremento de los flujos de migración por motivos de trabajo y mejores salarios constituyen uno de los factores. Pero hay otros, como el importante aumento de formas de empleo atípicas, por lo general asociado a salarios más bajos, altos porcentajes de trabajos con baja remuneración, incremento de la inseguridad y un número cada vez mayor de trabajadores pobres. Una Conferencia OIT-CE que se lleva a cabo esta semana en Bruselas */ revisa el tema del salario mínimo en Europa y su influencia sobre los ingresos y el bienestar de los trabajadores que ganan poco y sus familias. OIT EnLínea habló con Daniel Vaughan-Whitehead, del Programa de condiciones de trabajo y empleo de la OIT.

Artículo | 29 de octubre de 2008

OIT EnLínea - No. 40 - Miércoles 29 de octubre de 2008

OIT EnLínea: ¿Cómo explica el renovado interés por el salario mínimo en la Unión Europea?

Daniel Vaughan-Whitehead: Es evidente que la ampliación de la Unión Europea ha contribuido a esta tendencia. Aunque sólo nueve de los 15 primeros países miembros establecieron un salario mínimo legal, la adhesión de los otros 12 países aumentó de manera radical la proporción de países miembros con este sistema: 20 de 27 países –el 75 por ciento– tienen en la actualidad un sistema nacional de salario mínimo legal. Este renovado interés por el salario mínimo es confirmado por el hecho de que entre 2000 y 2008 casi todos los países (18 de 20 con un salario mínimo legal) permitieron que el salario aumentara en términos reales para mejorar el poder adquisitivo de los trabajadores que se encuentran en el nivel más bajo del mercado laboral. El nuevo contexto ha llevado a este cambio de política.

OIT EnLínea: ¿Cuáles son las razones de este renovado interés por el salario mínimo?

Daniel Vaughan-Whitehead: Hay tres razones principales. La primera es una nueva configuración del mercado del trabajo caracterizada por un importante aumento de las formas de empleo atípicas, asociadas por lo general a menores beneficios y mayor inseguridad, incluyendo salarios más bajos, porcentajes más altos de empleos poco remunerados, y un número creciente de trabajadores pobres para quienes el salario mínimo puede significar una herramienta que garantiza un nivel mínimo de ingreso. La segunda razón está relacionada con un mayor desplazamiento de empleo y capital dentro de la Unión Europea ampliada, que ha incrementado los problemas de dumping social al hacer uso de trabajadores migrantes con bajos salarios y ejercer presión sobre los salarios de los trabajadores en los países de destino. La tercera razón es la disminución del acceso a la negociación colectiva y a la sindicalización, lo cual ha llevado a un número de sindicatos a ejercer presión para que esta herramienta legal sea introducida y los apoye a preservar los salarios reales y el poder adquisitivo de los empleados que se encuentran en el nivel más bajo de la escala de salarios.

OIT EnLínea: Los trabajadores polacos han estado migrando hacía Irlanda y el Reino Unido en busca de trabajo y mejores salarios, y ahora regresan a su país de origen (porque existen más y mejores trabajos) o se dirigen hacía otro país de la Unión Europea como Noruega, que ofrece un salario mínimo más alto y que este año ha aceptado a 40.000 trabajadores polacos, la mitad de los cuales provienen de Inglaterra. ¿Puede explicarnos el vínculo entre salario mínimo y migración?

Daniel Vaughan-Whitehead: Muchos trabajadores polacos se han estado trasladando a Irlanda y Reino Unido para trabajar. Nuestros estudios señalan que antes de hacerlo consideran el salario mínimo de estos países, aunque éste no es el único motivo que tienen en cuenta.. Algunos empleadores irlandeses dijeron que el salario mínimo del país había contribuido a atraer trabajadores migrantes y a enfrentar la escasez de mano de obra en algunos sectores. Significa además que aumentos regulares del salario mínimo en el país de origen – en este caso Polonia – pueden también ayudar a limitar la emigración laboral desde Polonia. Queda claro que el aumento del desplazamiento de trabajo y capital generado por la ampliación de la Unión Europea hacía el Centro y Este del continente, y los flujos más intensos a nivel internacional, han puesto en evidencia esta nueva reserva de mano de obra.

OIT EnLínea: En Alemania y Suecia hay una controvertida discusión sobre la introducción del salario mínimo. ¿Cuáles serían los beneficios de esta medida?

Daniel Vaughan-Whitehead: El interés por el salario mínimo legal en Alemania surge porque los sistemas tradicionales de fijación de salarios mínimos a través de la negociación colectiva a nivel sectorial al parecer dejaban un número creciente de trabajadores sin cobertura, a causa del aumento de la migración y de los contratos de trabajo atípico. En este contexto, un salario mínimo legal a nivel nacional garantizaría una cobertura total. De manera similar, en Suecia, el reciente caso “Laval” en el Tribunal de Justicia de la Unión Europea puso en evidencia la debilidad del actual modelo de negociación colectiva sin salario mínimo legal en el nuevo contexto de creciente migración, en particular, desde los países bálticos.

En relación al impacto del salario mínimo, existe una extensa literatura sobre sus efectos en el empleo que demuestra que, si se establece a niveles razonables, no tiene un impacto negativo. Pero se sabe muy poco sobre sus efectos en la calidad del trabajo y las perspectivas profesionales, los bajos salarios y los trabajadores pobres, la desigualdad de los salarios, los ingresos fiscales y la negociación de salarios. Los efectos potenciales del salario mínimo sobre los desplazamientos de capital y trabajo deberían también ser estudiados, dado que una de las razones por las cuales este tema regresa a las agendas de los políticos es para contrarrestar el dumping social. Este es uno de los objetivos del estudio comparativo preparado para esta conferencia.

OIT EnLínea: ¿Nos dirigimos hacia un salario mínimo europeo?

Daniel Vaughan-Whitehead: El nuevo contexto ha generado debates sobre la posibilidad de introducir un salario mínimo a nivel europeo. Un número de autoridades encargadas de diseñar políticas presentó esta idea, y ha sido discutida en el Parlamento Europeo. Este tipo de iniciativas a nivel europeo tienen que ver con la relevancia que ya tiene el salario mínimo en la Unión Europea ampliada, donde más de cinco millones de trabajadores están respaldados por un salario mínimo legal. Sin embargo, la mayoría de los observadores están de acuerdo con que un nivel de salario mínimo común absoluto a nivel europeo no es deseable si se consideran las actuales brechas en los niveles de los salarios mínimos y la productividad del trabajo. Al mismo tiempo, han surgido propuestas para establecer un salario mínimo nacional obligatorio y para definir un número de principios básicos comunes en esta área.

OIT EnLínea: ¿La crisis económica y financiera dará nuevo impulso a la introducción del salario mínimo?

Daniel Vaughan-Whitehead: La nueva incertidumbre económica y financiera podría generar nuevas condiciones para la fijación de salarios mínimos. La evolución ascendente del salario mínimo que se presentó en el pasado se refiere a un período de baja inflación y alto crecimiento económico, que también puede haber contribuido a estos efectos positivos. En el futuro, en un contexto económico más incierto, es difícil decir si el renovado interés de las autoridades por el salario mínimo se disipará o, si por el contrario, aumentará y será percibido como un recurso para proteger a los trabajadores con bajos salarios y los trabajadores pobres.

Las instituciones del mercado del trabajo nunca han tenido tanto importancia como en la actual crisis. El salario mínimo y la negociación colectiva pueden, por ejemplo, ayudar a frenar la disminución del poder adquisitivo y proteger a los trabajadores más vulnerables. Se espera que el número de trabajadores con bajos salarios aumente en Europa. Por lo tanto, un nivel mínimo de salario podría desempeñar un papel importante en este difícil período como herramienta para motivar a los trabajadores y reducir la pobreza.

__________

*/ Conferencia de la OIT y CE: Revisión del Salario Mínimo en la UE Ampliada: Temas y Desafíos.Bruselas 30-31de octubre de 2008.

Comentarios

 

 
comments powered by Disqus