La OIT es una agencia especializada de Naciones Unidas
Promoting jobs, protecting people
NATLEX
Base de datos sobre legislación nacional del trabajo, la seguridad social y los derechos humanos

Perú (1,347) > Códigos de trabajo, Leyes laborales (9)

Nombre: Decreto Supremo núm. 010-2020-TR, de 23 de marzo, que desarrolla disposiciones para el Sector Privado, sobre el trabajo remoto previsto en el Decreto de Urgencia núm. 026-2020, que establece medidas excepcionales y temporales para prevenir la propagación del COVID-19
País: Perú
Tema(s): Códigos de trabajo, Leyes laborales; Condiciones de trabajo
Tipo de legislación: Reglamento, Decreto, Orden, Ordenanza
Adoptado el: 2020-03-23
Entry into force:
Publicado el: Diario Oficial, 2020-03-24, págs. 10-12
ISN: PER-2020-R-110229
Enlace: https://www.ilo.org/dyn/natlex/natlex4.detail?p_isn=110229&p_lang=es
Bibliografía: Diario Oficial, 2020-03-24, págs. 10-12
El Peruano El Peruano Perú Decreto Supremo (PDF) Decreto Supremo (PDF) (Consultado el 2020-08-31)
Resumen/cita: El decreto en cuestión desarrolla disposiciones para el sector privado, sobre el trabajo remoto previsto en el Decreto de Urgencia núm. 026-2020, decreto que establece medidas excepcionales y temporales para prevenir la propagación del COVID-19. Faculta a las partes a acordar la compensación de los gastos adicionales derivados del uso de medios o mecanismos para el desarrollo de trabajo remoto proporcionados por el/la trabajador/a. Establece el deber de el/la empleador/a de informar a el/la trabajador/a las medidas, condiciones y recomendaciones de seguridad y salud en el trabajo que deberá observar durante la ejecución del trabajo remoto, incluyendo aquellas medidas que el/la trabajador/a debe observar para eliminar o reducir los riesgos más frecuentes en el empleo del trabajo remoto, debiendo asimismo especificar el canal a través del cual el/la trabajador/a pueda comunicarle sobre los riesgos adicionales que identifique y que no se hayan advertido previamente, o los accidentes de trabajo que hubieran ocurrido mientras se realice el trabajo remoto con el objeto de que el/la empleador/a le indique las medidas pertinentes a tomar. Dispone que la jornada ordinaria de trabajo que se aplique al trabajo remoto sea la jornada pactada con el/la empleador/a antes de iniciar la modalidad de trabajo remoto o la que hubieran reconvenido con ocasión del mismo, y que en ningún caso la jornada ordinaria pueda exceder de 8 horas diarias o 48 horas semanales. Obliga a el/la empleador/a a priorizar y aplicar el trabajo remoto en los/las trabajadores/as mayores de 60 años así como en aquellos/as que padezcan alguno de los siguientes factores de riesgo: hipertensión arterial, diabetes, enfermedades cardiovasculares, enfermedad pulmonar crónica, cáncer, otros estados de inmunosupresión, considerados en el grupo de riesgo.

© Copyright and permissions 1996-2014 International Labour Organization (ILO) | Privacy policy | Disclaimer